SUSANA VALLEJO COPYRIGHT 2017   | Capture

Irlanda sin ti

“Irlanda sin ti” fue finalista del premio Edebé de Literatura Infantil y Juvenil en 2019. Es una obra juvenil escrita junto a Sofía Rhei.

Love y Yoana son dos adolescentes muy distintas entre sí. Una es una niña “pija” de Barcelona, la otra, es una “cani” de Madrid. Un verano envían a las dos a Irlanda para aprender inglés. En esta tierra de leyendas, tendrán que compartir habitación y todo parece que va a ser un desastre. Pero juntas se enfrentarán a aventuras amorosas (de todo tipo; positivas, tóxicas, amores de verano…) y también a sucesos paranormales.

Una historia de sororidad y amistad más allá del tiempo.

Aquí Susana Vallejo lee el comienzo del libro.

 

Algunos comentarios de la autora:

<<Hacía unos ¡30 años! que no escribía nada a cuatro manos. Mi única experiencia anterior fue mientras estaba en la universidad y, aunque la novela que escribí quedó finalista de un premio que desapareció (Ultramar), acabé muy cansada y me prometí que NUNCA jamás volvería a escribir nada a cuatro manos. Mi promesa ha durado casi 30 años. Ja, ja.>>

<<Sofía Rhei y yo estábamos merendando un día y empezamos a hablar de la posibilidad de escribir algo juntas. Fantaseábamos con la idea de crear una historia en la que pusiéramos de relieve algunos hechos que nos preocupaban y que veíamos que venían repitiéndose a lo largo de los siglos: las diferentes formas de control y de maltrato psicológico en NOMBRE DEL AMOR que sufren (sufrimos) las mujeres, muchas veces sin ser conscientes de ello… Pero queríamos hacerlo de forma entretenida, sin ser pesadas ni lanzar un discurso desde una especie de superioridad de cualquier tipo. Hablamos de otros subtemas (o preocupaciones) que también compartíamos: la enfermedades venéreas en los adolescentes, el aborto, las complicaciones de ser vegano, las diferencias del mundo rural frente al “urbanita”…  Hablamos de muchos temas que nos interesaban y sin darnos cuenta empezamos a desarrollar una historia en la que teníamos ya, ahí, encima de la mesa, junto a las infusiones  que estábamos bebiendo, a dos personajes muy distintos, tan diferentes como somos nosotras dos. Una chica “pijita” y responsable que vivía cerca de Barcelona, y otra más atrevida y “choni”, de Madrid. >>

<<Tanto a Sofía como a mí nos encanta la fantasía. Así que nuestra historia nos “pedía”, además, un componente no realista. Y así, decidimos que tenía que haber un fantasma, unos hechos misteriosos e inexplicables, que comenzasen justamente cuando las dos protagonistas empezaran a vivir juntas. Y, claro, algo así tenía que ocurrir en un escenario adecuado, e Irlanda, tierra de leyendas, nos pareció perfecto y más aún cuando nos proporcionaba la excusa para que nuestras dos protagonistas se encontrasen aprendiendo inglés… >>

<<La historia estaba saliendo sola, tan fluida, en esa conversación durante la merienda, que yo me levanté a buscar papel y lápiz, para que no se nos olvidase. Una vez la apuntamos, nos dimos cuenta que casi sin querer, ya estábamos creando una estructura, unos capítulos, que además, de forma muy natural, nos fuímos repartiendo.

Total, que dejamos la merienda y al rato teníamos el esqueleto de la novela, incluso el título, y la decisión de ¡ponernos con ella cuanto antes! Nos impusimos timings para escribir cada una nuestras partes y ¡¡los cumplimos religiosamente!! Todo fue saliendo tan fluido y tan fácilmente que nos parecía mentira.

La única explicación es que la historia quería ser contada, ¡tenía que ser contada! y hacía todo lo posible por nacer.>>

<<Sofía y yo tenemos estilos y formas muy diferentes de escribir, sin embargo, encontramos un estilo común al que acoplarnos, el estilo que Irlanda sin ti necesitaba. Y en pocos meses tuvimos la novela terminada.

Ha sido una experiencia fantástica en todos los sentidos  y creo que Irlanda sin ti respira ese mismo ambiente mágico que se creó durante su gestación.>>

<<Por último, a destacar en cuanto a la relación de las dos protagonistas: son dos adolescentes muy diferentes, a priori no hay nada que las una. Sin embargo, cuando tienen que enfrentarse solas, en el extranjero, a hechos inexplicables, encuentran juntas el valor para hacerlo. Y cuando las dos conocen a diferentes chicos que les gustan, las dos se apoyan frente a los problemas que van apareciendo. En realidad, es una historia de sororidad, de apoyo de unas mujeres a otras cuando más se necesita, y de solidaridad en los temas que nos afectan a todas y que nos han afectado durante siglos. Me gusta como se “rasga la cortina del tiempo” en este apoyo mutuo.>>